Liverarte
Publicamos diariamente lo más importante del mundo del cine, series, videojuegos, gadgets, smartphones y tecnología.

Esto es lo que nos ofrece el nuevo LG G8 ThinQ

147

LG G8 ThinQ llega con Hand ID y Air Motion, características diferenciales según el fabricante, pero no sabemos por qué LG las ha creado. Aún con eso, este smartphone brilla en otros apartados que en LG curiosamente no han querido destacar.

Hand ID: el sistema de reconocimiento de la palma de la mano es desde luego llamativo, pero uno se pregunta si necesitábamos otra alternativa a las ya probadas del reconocimiento facial y la huella dactilar.

Aún así en LG lo han intentado: la combinación de los sensores infrarrojos del LG G8 ThinQ y de esa nueva cámara Z con tecnología ToF permite registrar esa particular huella de nuestro sistema sanguíneo. Aunque la opción es desde luego curiosa, no estamos seguros de que este método ofrezca ventajas claras frente a los sistemas actuales.

Un reconocimiento facial que por cierto, LG también ofrece en el G8 ThinQ aprovechando la cámara ToF y su sensor infrarrojos: este sí es un sistema competidor del Face ID de Apple por su complejidad (las fotos 2D, aseguran, no podrán superar su sensor de profundidad), y que sí hace que el notch tenga su razón de ser en estos dispositivos.

Air Motion: De hecho, en las primeras impresiones del dispositivo hemos podido comprobar cómo acertar con los gestos es difícil, pero incluso que el móvil detecte que queremos controlarlo con gestos tampoco ofrece una experiencia perfecta cuando hemos podido evaluar esa opción brevemente.

Quizás el problema es que aún es pronto y la tecnología solo necesite tiempo de cocción, pero el caso es que ya había una potencial solución a lo de no poder tocar el móvil para manejarlo, y esa es la voz. Los asistentes presentes en nuestros dispositivos permiten subir o bajar el volumen, pedir que se reproduzca una canción o se pare, y eso hace que Air Motion no acabe de plantear una alternativa aparentemente superior.

En la presentación de LG los responsables de la firma hicieron mucho hincapié en esa cámara con tecnología ToF que era clave para plantear tanto Hand ID como Air Motion, pero esa cámara tiene otros encantos.

Lo mencionábamos en nuestro artículo sobre este producto: con ese sensor es posible captar la profundidad de la imagen de forma precisa, lo que debería ayudar a que los selfies en modo retrato fueran especialmente convincentes.

No solo eso: la triple cámara que LG ha colocado en la parte trasera (según la región, ya que no es en todos los modelos, hay de 2 cámaras) es prometedora por esos nuevos sensores con aperturas bajas y muy llamativas para fotos con baja luminosidad. Aunque no se han apuntado a esa tendencia de integrar los nuevos sensores de 48 Mpíxeles, podríamos tener entre nosotros un avance importante para LG en este campo.

lg g8 camaras

Curiosamente aquí LG siempre nos deja con un detalle que da muestras de su potencial, sobre todo en el apartado de la grabación de vídeo. El año pasado lo hicieron con aquel zoom suave al grabar vídeo, y este año van más allá con una opción de lo más llamativa: vídeos con bokeh. Esas dos características plantean opciones fantásticas para quienes graban vídeo con sus móviles, pero en LG apenas les han querido dar relevancia

Sí, leíste bien, en los nuevos LG G8 es posible difuminar el fondo mientras grabamos vídeo, y además controlar lo borroso que está ese fondo en tiempo real. Maravilloso, pero la firma apenas ha hablado de esa característica.

Sí que destacaron su apuesta por el sonido, una virtud ya clásica de unos LG perfectos para quienes aprecian especialmente el apartado de sonido.

lg g8 sonido

No hemos podido experimentar cómo se comporta ese nuevo sistema Crystal Sound OLED que convierte la pantalla en un altavoz, pero la presencia de su Quad-DAC y del resto de elementos que perfilan su apartado de audio vuelve a plantear claros puntos a favor de este teléfono.

Poner de relieve características como Hand ID o Air Motion y no mencionar apenas otras como su nuevo sistema de altavoces o su grabación de vídeo con bokeh es un buen ejemplo de esa curiosa estrategia.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.