Liverarte
Publicamos diariamente lo más importante del mundo del cine, series, videojuegos, gadgets, smartphones y tecnología.

Por donde pasó el fracaso de Ghost in the shell?

0 15
Cuando Scarlett Johansson fue fichada para el rol
protagónico en Ghost in the Shell –un personaje japonés en el manga original–
esto causó ira entre los fans y críticos debido al evidente blanqueo de
personajes. ¿Podría esta controversia haber afectado a la recaudación en
taquilla? Un ejecutivo de los estudios Paramount asegura que sí.
“Teníamos esperanzas de obtener mejores resultados en la
taquilla”, explicó el ejecutivo del departamento de distribución Kyle Davies a
CBC. “Creo que el cambio que supuso el fichaje [de Scarlett] fue lo que provocó
las críticas”.
“Tienes una situación que es muy importante para los fans,
ya que está basada en una película de anime japonesa. Así que si estás tratando
de honrar el material original y hacer una película para las masas, es muy
complicado, pero claramente las malas opiniones no ayudaron mucho”.
Lo que tampoco ayudó fue uno de los puntos de giro de la
cinta, que solo sirvió para intensificar el rechazo generado por la
problemática del blanqueo.
Johansson interpreta a una cyborg con un cerebro
transplantado que pertenece a una mujer no asiática llamada Mira Killian. Pero,
al final, Mira descubre que su verdadera identidad sí es japonesa, Motoko
Kusanagi (el personaje original de la manga), y se reencuentra con su madre
biológica japonesa.
Claramente, esto lo convierte en un caso evidente del infame
blanqueamiento de Hollywood, y se pone mucho peor ya que Scarlett señala unas
declaraciones por parte de la organización asiático-americana de los medios
como “mentiras”.

“Aunque los defensores de los fichajes aseguran que ambos,
el manga original de 1989 y la cinta animada japonesa de 1995, representaban
vagamente la identidad étnica original del personaje Major Motoku Kusanagi,
antes de que su cerebro fuera reemplazado a su nuevo cuerpo como cyborg,
claramente esta nueva adaptación asegura una vez más que ella era japonesa”,
publicó la organización. “Su nombre verdadero, de hecho, era Motoku Kosanagi.
Así que cuando la actriz, en el programa Good Morning America, dijo que nunca
intentaría asumir el rol de un personaje de una raza diferente, estaba
mintiendo”.
Fuente: Yahoo

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.